Contáctanos

InfoSur

Liconsa pagó 811 mdp para comprar leche que nunca le entregaron; FGR indaga posible desvío

Nacional

Liconsa pagó 811 mdp para comprar leche que nunca le entregaron; FGR indaga posible desvío

Liconsa, la empresa dedicada a vender leche a bajo costo a los más pobres, pagó 811.9 millones de pesos de recursos públicos a 13 empresas sin que estas cumplieran con la entrega del alimento, y pese a que su giro no estaba relacionado con la producción y comercialización de productos lácteos. Además, en la mayoría de las veces, subcontrataron a otras compañías.

Liconsa, la empresa dedicada a vender leche a bajo costo a los más pobres, pagó 811.9 millones de pesos de recursos públicos a 13 empresas sin que estas cumplieran con la entrega del alimento, y pese a que su giro no estaba relacionado con la producción y comercialización de productos lácteos. Además, en la mayoría de las veces, subcontrataron a otras compañías. 

Este caso forma parte de las más de 20 investigaciones por presunto desvío de recursos, lavado de dinero y corrupción ocurridos en Segalmex y sus compañías operativas, Liconsa y Diconsa, entre 2019 y 2020. Estos casos fueron denunciados penalmente por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

Fuentes ministeriales confirmaron a Animal Político que por órdenes del fiscal Alejandro Gertz Manero se está verificando el posible vínculo de estas contrataciones irregulares en Liconsa con otros casos de corrupción, toda vez que se podría tratar de hechos relacionados y no de casos aislados.

Los convenios y contratos bajo investigación fueron asignados de manera directa y firmados por René Gavira Segreste, exdirector de Administración y Finanzas de Segalmex y Liconsa, y quien es investigado también por la colocación irregular de certificados bursátiles con recursos públicos de ambas instituciones.

Aunque varios proveedores declararon a los auditores que suspendieron el cumplimiento de los contratos por falta de pago de parte de Liconsa, la ASF detectó que la paraestatal les hizo depósitos millonarios sin justificación, es decir, sin que las empresas ni la institución comprobaran la entrega de los bienes adquiridos.

Las investigaciones de la FGR alcanzan a los propios proveedores de Liconsa y a las compañías subcontratadas, pues hay indicios de que se coludieron para derivarse o intercambiarse los beneficios de los convenios y contratos en distintas adjudicaciones.

Aseguran negocio plurianual

En una auditoría de gestión financiera de Liconsa en la Cuenta Pública 2020, la ASF detectó que la paraestatal benefició con convenios de colaboración plurianuales para la producción de leche y derivados lácteos a las razones sociales Grupo Vicente Suárez 73, SA de CV; Comercializadora de Productos Lácteos de la Laguna, SA de CV (Coprolac); Agua Embotellada Monterrey, SA de CV; Distribuidora Mexicana Agronómica, SA de CV, y Pasteurizadora Maulec, SAPI de CV.

Puesto que se trató de convenios de colaboración, y no de contratos, Gavira Segestre —quien fungió como director de Administración y apoderado legal de la paraestatal— evadió procesos de licitación; además, indebidamente, en los convenios se prevé la subcontratación de terceros por parte de las razones sociales adjudicadas, irregularidades que violan la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público.

La ASF encontró siete convenios de colaboración suscritos con dichas compañías entre junio de 2019 y mayo de 2020, vigentes entre tres y cinco años. La Auditoría obtuvo información bancaria que comprueba que, al amparo de dichos instrumentos, se pagaron 293.4 millones de pesos sin justificación a dichas razones sociales.

Una de las principales irregularidades fue hallada en los dos convenios entregados a Grupo Vicente Suárez 73 por un periodo de cinco años para la fabricación de productos y derivados lácteos y por los que en 2020 Liconsa pagó 140.7 millones de pesos.

Esta empresa pertenece a Alejandro Puente Córdoba, empresario de las telecomunicaciones que en el sexenio de Felipe Calderón estuvo involucrado en escándalos de corrupción, de acuerdo con una investigación de MCCI.

Grupo Vicente Suárez 73 suscribió los convenios en diciembre de 2019 y, un mes después, en enero de 2020, modificó el objeto de la sociedad para incluir la producción, maquila, distribución y comercialización de productos lácteos y sus derivados, incluyendo leche en todas sus formas. Es decir, la razón social modificó el giro de su negocio para justificar la recepción de los convenios.

Además, Grupo Vicente Suárez 73 subcontrató el 100% de los servicios con la empresa Productos Loneg, SA de CV, ubicada en Gómez Palacio, Durango, para realizar el secado de la leche a fin de producir leche en polvo.

Productos Loneg, que forma parte de un conglomerado de 12 empresas llamado Grupo Lucero, también fue subcontratado por otro proveedor de Liconsa, Comercializadora de Productos Lácteos de la Laguna (Coprolac), al que la paraestatal pagó sin justificación 10.9 millones de pesos por tres convenios de producción de leche y derivados lácteos. Coprolac también subcontrató a la empresa Industrializadora de Alimentos Mexicanos, SA de CV (Indamex), localizada en Zamora, Michoacán.

Otro proveedor, Pasteurizadora Maulec, no solo fue beneficiado por Liconsa con un convenio plurianual a tres años, sino que, además, fue subcontratado por otros proveedores de la paraestatal.

Directamente, Maulec recibió transferencias sin justificación por 86.4 millones de pesos. Pero, además, esa empresa fue subcontratada por Distribuidora Mexicana Agronómica (que recibió pagos irregulares de Liconsa por 51.2 millones de pesos mediante otro convenio) y Agua Embotellada Monterrey (a la que Liconsa depositó 4 millones 61 mil pesos).

De hecho, el representante legal de Maulec declaró que su empresa se hizo acreedora a un convenio con Liconsa tras haber demostrado tener capacidad para cumplir los contratos de otros proveedores.

“Derivado del incumplimiento de la empresa Agua Embotellada Monterrey, SA de CV, quien tenía un convenio o contrato con Liconsa, esta empresa nos contrató para hacer frente a su contrato o convenio, dado que mi representada contaba en 2020 con la capacidad de producción suficiente, por lo que Liconsa vio que teníamos la capacidad de producción y nos reunimos con el C. (Gavira Segreste), de lo cual se derivó el convenio que se nos adjudicó”, indicó el representante a la ASF.

Proveedores sin infraestructura ni experiencia

La FGR indaga contratos adjudicados de manera directa para la adquisición de leche a tres empresas cuyos giros no están relacionados con la venta de ese producto y que subcontrataron a terceros para cumplir sus obligaciones con Liconsa. 

Se trata de las razones sociales 5 MPS Magament, SA de CV; Comarket, SA de CV, y Grupo AS2, SA de CV, a las que Liconsa hizo pagos irregulares por 292.8 millones de pesos.

La empresa 5MPS Management se constituyó en febrero de 2017 con el objeto social de comercializar, fabricar, arrendar y transportar toda clase de bienes muebles e inmuebles, insumos y materias primas.

La Auditoría le reportó a la FGR que esta empresa comparte oficinas y representante legal con Pasteurizadora Maulec, que también fue contratada por Liconsa y subcontratada por otros dos proveedores.

Comarket declaró en su objeto social dedicarse al comercio de “toda clase de materiales, instrumentos, maquinaria, equipos y servicios en general”. Esta empresa compró leche —para cumplir sus contratos con Liconsa— a las razones sociales Industrializadora de Alimentos Mexicanos (Indamex) —subcontratada por Coprolac en otro convenio—; Beta Santa Mónica, SPR de RL de CV; Agrícola Ganadera La Estancia, SPR de RL de CV, y La Finca de Lagos, SA de CV, entre otras.

Un tercer proveedor, Grupo AS2, dedicado a la comercialización de software y equipo de cómputo, subcontrató a Comarket —que a su vez compró leche a terceros—, Coprolac, Indamex, Beta Santa Mónica y Agrícola Ganadera La Estancia, entre otras compañías. 

Otro proveedor de Liconsa, Articuladores de Factores Económicos, SA de CV, subcontrató prácticamente a las mismas intermediarias mencionadas, aun cuando esta sí tenía como objeto social la comercialización de leche. Entre las compañías tercerizadas destaca Productos Loneg, que pertenece a Grupo Lucero.

Liconsa hizo depósitos por 51.4 millones de pesos a Articuladores de Factores Económicos, uno de cuyos delegados es, a su vez, representante legal de Grupo Vicente Suárez 73, Alejandro Puente.

Por último, el proveedor ILAS México, SA de CV, recibió pagos injustificados de Liconsa por 174.1 millones de pesos. La ASF detectó que los contratos con esta empresa carecían de firmas, y que se intentó ocultar decenas de comprobantes de pagos efectuados por la paraestatal. 

El Grupo Lucero

En las investigaciones de la ASF resalta Grupo Lucero, del empresario Felipe Santiago López Negrete Murra.

A través de cuatro sociedades, Paralelo 80, SPR de RL de CV; Carrusel 99, SPR de RL de CV; Rancho Lucero, SPR de RL, y Paralelo 60, SPR de RL de CV, López Negrete Murra obtuvo contratos de venta de leche por los que Liconsa le pagó 454.2 millones de pesos. 

Esos contratos no están en investigación por incumplimiento, pues la ASF corroboró que los proveedores sí entregaron los bienes adquiridos. 

No obstante, se detectó que ninguna de dichas empresas empleó al personal a su cargo para cumplir con los contratos, sino que los servicios fueron prestados por personal contratado a través de Productos Loneg, que pertenece al mismo Grupo Lucero, pero que nunca fue formalmente proveedor de Liconsa. 

Productos Loneg era al mismo tiempo intermediario subcontratado de Grupo Vicente Suárez 73, para quien maquilaba el secado y la extracción de crema de la leche que debía entregar a Liconsa.

Fuente: ANIMAL POLÍTICO

Sigue Leyendo
Tal vez te interese …
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más de Nacional

Ir Arriba